Peroiektu honen deskribapena eskuragarri dago hizkuntza honetan: Gaztelania
En la era de los robots, hay una nueva generación capaz de interactuar y comunicarse con los humanos, la robótica social. Con el fin de facilitar la vida de las personas, la empresa Adele Robots nació en 2010 para integrar este tipo de robots en la sociedad. Por ejemplo, en tratamientos con personas mayores, niños hospitalizados o personas con alguna discapacidad psíquica que necesiten reforzar la parte más afectiva y emocional.


A través de robots virtuales o físicos, Adele Robots ofrece servicios en ámbitos sociales como la sanidad, la educación o la atención al cliente. Así, los robots virtuales proporcionan información sobre la realización de trámites con la Administración Púbica, ayudan a los niños con las tareas en las escuelas o aconsejan sobre qué se debe hacer antes de una prueba médica.


Su robot físico Next, uno de sus productos más innovadores, complementa las necesidades pedagógicas en más de 10.000 aulas de Educación Infantil españolas. Su función es ayudar a repasar y afianzar los contenidos académicos. A raíz del éxito de Next, Adele Robots decidió replicar este tipo de robot con la figura del famoso personaje animado Peppa Pig, para lo que ha contado con financiación de Triodos Bank.