Desde 2012, Ecoherencias ha realizado labores de educación ambiental y de recuperación de espacios degradados mediante técnicas de restauración ecológica, el fomento de la agroecología y el empleo de metodologías participativas.

Su objetivo es mejorar el entorno, mediante la generación de propuestas positivas, integradoras y reales. La cooperativa, sin ánimo de lucro, está formada por ambientólogos, restauradores de ecosistemas, permacultores y educadores ambientales.

Ecoherencias, que ha contado con financiación de Triodos Bank, ofrece una formación de calidad basada en la participación del alumnado y la diversión como metodología de aprendizaje.