Mari Carmen López, fundadora de Associació Porta Oberta en Valls, Tarragona, puso en marcha este proyecto en 2005 a raíz de la enfermedad mental de su hija. Debido al déficit de servicios de atención que observó en su zona, creó la entidad de apoyo a personas con problemáticas similares y sus familias.


Su voluntad es “ser un recurso comunitario complementario a la red de salud mental”, actuando en las comarcas de la Conca de Barberà y el Alt Camp. Porta Oberta acoge, orienta y organiza actividades lúdicas con la intención de mejorar la calidad de vida de sus usuarios. También lleva a cabo actividades de sensibilización de la sociedad y de promoción de los derechos de las personas con problemas de salud mental.


En Triodos Bank hemos concedido a esta entidad social un adelanto de subvención necesario para la contratación de personal.